sábado, 31 de enero de 2009

COSAS COSAS

Hola, frikis muerdesartenes, sólo quería hacer un pequeño comunicado diciéndoos que esta semana la cosa se ha ido un poco de madre. El post de ODIO era un poco bestia (la verdad es que fué de un subidón de ego que tuve en un momento), y el de MEMORIAS PUNK fué directamente excesivo por mi parte, no recordaba mis propias enseñanzas sobre la educación y la etiqueta en la prosa escrita (pero que quede claro que el tal Beat aún no me ha dicho nada el muy...).
Hemos visto también como Beat ha vuelto a sus actividades de troll escribiendo ANOnimos para joder (os juro que cuando me dijo que estaba ensuciando la memoria de Eskorbuto solté una carcajada que me miró toda la oficina (si, ¿Qué pasa? Si todos lo hacéis!)), la cual cosa me cabrea bastante, y lo pone a un paso de convertirse en la mascota del blog (tal y como pasó con Detritus en su día, aunque este no da tanto juego, porque se limita a incordiar, pero bueno...).
Para compensar esta semana (que no me ha dejado muy buen sabor de boca), la semana que viene veréis el segundo episodio de Ximi Mojamuto, esa serie animada para toda la família, para que veáis como os cuido...
Y esta semana que entra, pues tendremos lo de siempre, vídeos chorra, Odio!, Evolution to the shit, La hora de Bruce Willis, Friki Hits! y los artículos a los que os tengo acostumbrados, intentando no bajar (más) el nivel y actualizando un poquito más...
Gracias a todos los lectores de este humilde blog por estar ahí, sé que estáis ahí, ya que las visitas han subido bastante desde navidad (y no creo que sean todas mias), espero que la familia del Blog de Ximi siga creciendo y pueda forrarme algún día prostituyendo mi imagen y anunciando productos crecepelo.
Hasta el lunes!!

2 comentarios:

Nimendil dijo...

Nah, no fuiste tan duro. Y si lo fuiste... ¿De que arrepentirse? El castigador no se arrepentiría.

Ximi dijo...

No me arrepiento, lo único que no quiero es intimidaros y que no volváis... Eso y que me hubiera gustado comportarme con un caballero con el imbécil ese, y enseñarle modales con el savoifere que me caracteriza al muy hijo de puta...