viernes, 22 de mayo de 2009

CRÍTICAS DESTRUCTIVAS: Star Trek

Bueno, hoy toca crítica destructiva, y esta vez es el turno de Star Trek, que la ví la semana pasada y ahora procederé a doros, no mi opinión, sinó la verdad absoluta que debéis respetar y obedecer.

FICHA:

Dirección: J.J. Abrams.
País: USA.
Año: 2009.
Duración: 126 min.
Género: Acción, ciencia-ficción, aventuras.
Interpretación: Chris Pine (James T. Kirk), Zachary Quinto (Spock), Leonard Nimoy (embajador Spock), Eric Bana (Nero), Karl Urban (Leonard "Bones" McCoy), Bruce Greenwood (capitán Christopher Pike), Zoë Saldana (Uhura), Simon Pegg (Montgomery "Scotty" Scott), John Cho (Sulu), Winona Ryder (Amanda Grayson), Anton Yelchin (Pavel Chekov), Ben Cross (Sarek), Jennifer Morrison (Winona Kirk), Rachel Nichols (Gaila).
Guión: Roberto Orci y Alex Kurtzman; basado en la serie "Star Trek" creada por Gene Roddenberry.
Producción: J.J. Abrams y Damon Lindelof.
Música: Michael Giacchino.
Fotografía: Dan Mindel.
Montaje: Maryann Brandon y Mary Jo Markey.
Diseño de producción: Scott Chambliss.
Vestuario: Michael Kaplan.
Estreno en USA: 8 Mayo 2009.
Estreno en España: 8 Mayo 2009.

SINOPSIS:

El destino de la galaxia está en manos de dos encarnizados rivales nacidos en mundos muy diferentes. Uno, James T. Kirk (Chris Pine), es un joven granjero de Iowa, amante de las emociones fuertes, un líder nato en busca de una causa. El otro, Spock (Zachary Quinto), se ha criado en el planeta Vulcano, y es un marginado debido a su origen medio humano, lo que le hace vulnerable a la emociones volátiles sin las cuales los vulcanianos han vivido desde hace mucho, y que es sin embargo un ingenioso y decidido estudiante que llegará a convertirse en el primero de su especie admitido en la Academia de la Flota Estelar. Kirk y Spock no pueden ser más diferentes. Pronto se verán compitiendo con todas sus fuerzas para estar entre los pocos elegidos para formar parte de la tripulación de la nave espacial más avanzada que se haya creado jamás: la nave USS Enterprise. La tripulación está al mando del capitán Christopher Pike (Bruce Greenwood). Junto a él están el oficial médico de la nave, Leonard “Bones” McCoy (Karl Urban); el hombre que llegará a convertirse en el ingeniero jefe, Montgomery “Scotty” Scott (Simon Pegg); la oficial responsable de las comunicaciones, Uhura (Zoë Saldana); el veterano piloto Sulu (John Cho); y el chico prodigio de 17 años Chekov (Anton Yelchin). Todos ellos se enfrentarán a una primera experiencia desgarradora que pondrá a prueba la lealtad, la camaradería, el valor y el buen humor que les unirán para siempre. En medio de todo, Kirk y Spock tendrán que enfrentarse cara a cara con un destino inevitable: la necesidad de forjar una insólita pero sólida alianza, que les permita llevar valientemente a su tripulación hasta donde nadie ha llegado jamás.

CRÍTICA DESTRUCTIVA:

La película mola, fin de la história. Empieza con Cameron (si, si, la de House) pariendo a James Tiberius Kirk (JT a partir de ahora) mientras su marido se sacrifica haciendo de kamikaze con la nave de Nero, un romulano con muy mala leche.

Después resulta que el chaval es un gamberro y la lía bastante, pero intenta ligar con Uhura y se mete en una pelea, así que el Capitán Pike (que fué el primer capitán de la Enterprise en la serie original) le dice que se aliste, y JT, por algún motivo desconocido le hace caso. A partir de este momento se van conociendo a los personajes principales, los que tienen más relevancia son JT, el dr. "Bones" McCoy, Uhura y, por supuesto Spock, interpretado por Zachary Quinto en el que provablemente sea el papel de su vida. JT se tira a Hulka y hay unos cuantos chascarrillos que no cantan demasiado y pueden hacer más o menos gracia.

A partir de este momento, la película es acción pura, entretenimiento sin pretensiones y palomitas a tope. La nave está totalmente remodelada por dentro y se mira sobretodo la relación entre Kirk y Spock.

Aquí aparecen el resto de personajes: Sulu, Checkov, Scotty (el cual no sabía que estría interpretado por Simon Pegg), etc.

Nero, interpretado por Eric bana (si, el imbécil que hizo ese Hulk tan malo) está grandioso como Romulano, mola bastante y es un personaje bastante bueno, además, su nave está muy jefa.

El momento cumbre de la película es cuando aparece Spock anciano ¡Interpretado por el grandioso Leonard Nimoy!, que, como ya os digo es un momento apoteósico.

La película avanza muy bien y no se hace pesada en ningún momento, hace reir bastante y los actores están bastante correctos.

Lo único que no me ha gustado demasiado (a parte del mostruo ese tan feo y que se parece tanto al de Cloverfield) es que si no sabe sun poco de la serie no va a pillar ninguna referencia, pero aún así se puede ver siendo novato y es casi seguro que gustará a todo el mundo.

Los efectos bastante buenos, aunque en algún momento huele bastante a CGI. Pero es, sin duda, la mejor película que se ha hecho basada en el universo Star Trek. Lo cojonudo sería que cojieran ahora a estos personajes y los trasladaran a una serie de televisión, costa harto imposible, porque deben de cobrar un pastón, pero bueno, que le vamos a hacer...

En fin, una película cojonuda sin otra intención que la de entretener... Parece que por fin me gusta algo de lo que hace el Abrams este de los huevos...

Nota Friki: 9,21

Nota profana: 9,03

2 comentarios:

Jeral dijo...

Muy buena película. Genial banda sonora.

Con respecto a lo de la serie, no te preocupes que en 20 años la hacen. La televisión es el cementerio de todos los actores últimamente.

Anónimo dijo...

Vaaaaahh por que no se critican ustedes mismossss ladillosos la pelicula fue buena y puntooo y por cierto spock se ve mejor que nunca!