jueves, 11 de marzo de 2010

SEMANA DE LA MUJER: VIOLENCIA DE GÉNERO



Bueno, parece que ya hemos rebasado la mitad de esta semana de la mujer, que está resultando bastante fructífera en cuanto a visitas pero no tanto en lo que respecta a los comentarios. En fin, una vez os he recordado que si no comentáis con frecuencia iré a vuestras casas y os meteré un loro por el culo, vayamos al meollo del asunto. Hoy mi monólogo va de malos tratos.

Suele ser titular el hecho de que un hombre mate a su mujer, que un hombre agreda a su mujer, que un hombre intente asesinar a su mujer, que queme a su mujer, que la tire por el balcón, que la ofrezca en sacrificio a Crom... Esto se debe al tirón de la noticia.

Quiero aclarar, antes de empezar a tocar los huevos al personal, que es evidente que el maltrato a la mujer me parece algo totalmente deleznable y patético, digno de la horca, como poco, y que si envez de encarcelarlos, a los maltratadores se les cortara la polla y los cojones con un serrucho oxidado se acabría pronto el tema. Bueno, creo que ha quedado patente mi opinión, ahora matizaré.

Me gustaría poner la definición de violencia de género para que quede claro de lo qu evoy a hablar antes de nada, no sea que haya confusiones y la liemos:
La violencia de género tiene que ver con “la violencia que se ejerce hacia las mujeres por el hecho de serlo”, e incluye tanto malos tratos de la pareja, como agresiones físicas o sexuales de extraños, mutilación genital, infanticidios femeninos, etc.

Me gustaría decir que no estoy deacuerdo con esta definición, ya que puede resulta confusa, y es que si no cambiamos el témino o la definición parece que puede resultar algo sexista en cuanto a la diversidad que abarca el término.

Si puede haber violencia de género, y sabemos que la hay, es a causa de la existencia de dos géneros, el femenino y el masculino. Así pues, la violencia de género debería abarcar ambas caras de la misma moneda, la del hombre que agrede a la mujer por serlo y la de la mujer que agrede al hombre por serlo.

Es obvio que hay muchas más de mismo tipo, pero estaos con lo que llevo diciéndoos toda la puta semana: hasta que no acabemos con las distinciones, los prejuicios y la discriminación, tanto positiva como negativa, la igualdad no va a ser más que una palabra en nuestra boca, totalmente libre de significar nada, y eso no es lo que quiero.

Son muchos los casos de mujeres que maltratan a sus maridos físicamente, aunque abunda más el maltrato psicológico, y me parece muy hipócrita denunciar con behemencia al hombre que maltrata a la mujer mientras nos sude la polla los miles de hombres que están hechos mierda por culpa de sus esposas, que son unas hijas de la gran puta.

Evidentemente, el poder que puede ejercer físicamente un hombre sobre una mujer es (salvo excepciones) mayor que en el caso inverso, y por eso es mucho más necesario proteger los casos de mujeres maltratadas, por eso y porque se dan (o se registran) muchos más.

Un motivo por el cual ha crecido tanto el tema este del maltrato conyugal es, sin duda los medios de comunicación. Esparcen tanta y tanta mierda sobre el tema que dan ideas a los que no las tienen, y si bien no podemos culpar a los mass media de los actos de nadie que no sean ellos mismos, si que podemos hacerlo de incitar a hacerlo, y no me refiero a escenas de maltrato en películas o series, me refiero al cubrimiento que dan de las noticias y las vueltas que le dan una y otra vez al mismo tema, haciéndose pasar por cruzados por la paz, venden morbo al peso para nuestro disfrute, pero también, como daño colateral, inducen a individuos predispuestos a hacer ciertas cosas a llevarlas a la práctica, y lo mismo pasa, por ejemplo con la pornografía infantil, los abusos a menores o cuando se pueso de moda quemar mendigos o grabar palizas y colgarlas en Youtube.

No creo que la pena por un delito por agresión deba ser mayor si se trata de violencia conyugal, creo que debe ser mayor si existe el agravante sexista (en ambas direcciones), racista, xenófobo o clasista. Pero no se puede clasificar por el sexo de nadie las penas que se deben administrar. Creo que el maltrato es un tema muy serio y que las penas deberían de ser mayores, que el seguimiento a los denunciados debería ser mejor y que si cuando el marido maltratador sale de la carcel la mujer decide echarle gasolina por encima y prenderle fuego porque sabe que va a volver a agredirla, a esta mujer no se la meta en la carcel, se le haga un puto monumento, porque es asi como creo que se debe actuar (quizán no tan extremo pero parece que eso soluciona el problema).

Mujer, si tu marido te pega, insulta, veja, manipula o lo que sea, déjalo, si continúa, amenázale con denunciarlo, si sigue, denúncialo, si no para, pégale un apaliza o contrata a alguien para que lo haga, y si no hay manera, mátalo o déjalo tullido de por vida, porque situaciones desesperadas exigen medidas desesperadas, y ten claro que nadie te va a sacar las castañas del fuego.

Todos somos iguales, empecemos a actuar como si eso fuera verdad.

3 comentarios:

Álex Esteve dijo...

Esto como a los violadores, cuando un hombre pega a una mujer es seguro que volverá a hacerlo, o que seguirá ejerciendo la violencia (aún que no sea física) contra sus parejas. Porque ese tío está mal de la olla, tiene que estarlo para pegar a alguien que se supone que ama. Así pues a la carcel hasta que se pudra. A la primera hostia.

Lograi el Luciérnago dijo...

Que se pudran todos. Y las maltratadoras también.

Jeral dijo...

Que se pudran todos. Mierda, quiero ser el Spectre. Cómo me divertiría.