lunes, 31 de mayo de 2010

ODIO! NO SOY EUROVISIVO

Buenos lunes, frikis iluminapuertas, hoy estoy convaleciente y con un cóctel de medicamentos curioso, aún así, haré lo que pueda por escribir un post coherente y que no carezca totalmente de sentido. Vamos a ello:

Eurovisión es una puta mierda. Bueno, creo que eso es algo que sabemos todos, y aunque han habido (escasos) casos en los que un grupo bueno ha ganado o participado (léase Lordi) no deja de ser un canto a la canción prefabricada y a la comercialización de la cultura.

Un certamen que podría servir para mezclar culturas, dar a conocer tradiciones o convivir con pueblos enemigos en algún contexto no bélico se ve deformado y corrompido por unas normas estúpidas.

Recuerdo cuando el Chikilicuatre fue escogido y tuvieron que cambiar la canción casi al completo. Por lo visto no se pueden mencionar nombres de personas reales o tratar con ideas políticas ni tendencias ideológicas de ningún tipo. La pregunta, viendo estas absurdas normas es: ¿Qué es la música?

Acaso la música no es entre otras cosas una herramienta para denunciar aquello que nos parece mal. Grandes músicos y artistas como Serrat, Bob Dylan o, por qué no? Los Siniestro Total, gente que merece las más grandes ovaciones por su labor, tanto artística como política no podrían de ninguna manera participar en el certamen por culpa de no ser unas marionetas de las cadenas de TV o del gobierno.

Lo de Serrat, de hecho es un poco más complicado. El año que España ganó el concurso con el puto Lalala de Massiel, el escogido fué Serrat en primer lugar. Hubo un problema que salió, quizás demasiado tarde, y es que el Nano quería cantar en catalán. Evidentemente eso es algo que no se puede permitir. Al fin y al cabo se trata de una de las lenguas cooficiales del estado y no podemos permitir que Europa (o la banda de descerebrados que ven esa clase de pantomimas) vea que la unidad de nuestra gran nación puede peligrar.

Es escandaloso que la única imagen tradicional que exportamos del país dónde, por suerte o por desgracia nos ha tocado vivir sea la de los toros o las sevillanas, como si nos fuera la dignidad en ello.

Yo digo que enviemos a un músico que cante en catalán, gallego, euskera... Coño, que cante en aragonés pero que demuestre al mundo el crisol de culturas diferentes que conviven al la llamada piel de toro. No sé de qué cojones tienen miedo.

No es de extrañar pues, ver luego a un exhibicionista como Jimmy Jump salir con una barretina a dar la nota, y yo me alegro. La gente se preguntará quién coño es ese y por qué lleva un sombrero tan raro. Y quizás no nos sirva para ser un poco más libres, pero si que nos servirá para dar a conocer un poco la situación en la que vivimos. Vivimos ninguneados por una sociedad que cree que la unidad de España es (además de importante) dependiente de que todos hablemos el mismo idioma y creamos en el mismo dios.

Después de la aparición del espontáneo salió Uribarri y dijo: "Catalán tenía que ser"... Y así nos va...

5 comentarios:

Goku_Junior dijo...

Algo xiquitico...uouououoooooo...

Si no hemos ganado con esta pedazo canción de ese pedazo actor (jamás olvidare que participo en la que para mi fue la peor serie de la historia española: "nada es para siempre") ya no ganamos nunca.

Yo paso de esta puta mierda, excepto cuando mandan algún frikazo como el chikilicuatre... ainss ese fue un gran año.

Peter Parker dijo...

Pues a mi, por poco que me guste Eurovisión, o el algo pequeñito, uou uou uo, lo de que alguien irrumpa en medio de la actuación me parece lamentable, y una falta de educación enorme. Propio de ser subnormal profundo.

Lomlucagua dijo...

Pché, eso mismo es lo que pienso yo,
pero en fin, la música en este tipo de festivales es de todo menos una forma de expresarse. Sólo quieren baladas o música pop/rock que exprese falsa alegría.

A mí me gusta lo del tío ese que saltó, al menos es alguien que no se deja acojonar por las masas no? xD

Sònia dijo...

Si en vez de catalán hubiera sido madrileño o castellano otro gallo cantaría... Es muy triste y realmente penoso el acoso mediático al que estamos sometidos los catalanes por el simple hecho de haber nacido en el norte.

Pues sí, catalán tenía que ser, I A MOLTA HONRA!

Lograi el Luciérnago dijo...

"El año que España ganó el concurso con el puto Lalala de Massiel, el escogido fué Serrat en primer lugar. Hubo un problema que salió, quizás demasiado tarde, y es que el Nano quería cantar en catalán. Evidentemente eso es algo que no se puede permitir. Al fin y al cabo se trata de una de las lenguas cooficiales del estado y no podemos permitir que Europa (o la banda de descerebrados que ven esa clase de pantomimas) vea que la unidad de nuestra gran nación puede peligrar."
Ahí te has colado, Ximi, que estamos hablando de 1969, con el Chaparrito mandando en el Pardo... Así que dudo mucho eso de las lenguas cooficiales...
Ya sabes... una, grande y libre y tal...