miércoles, 9 de febrero de 2011

ODIO! FACHAS MEDIÁTICOS


Buenas, frikis alzapuños, hoy quiero hablar un rato de un tema que me fascina y me preocupa a partes iguales, un tema de candente actualidad y preocupante futuro, un tema que, aunque hemos tratado en el blog muchas veces, no hemos analizado a fondo, y eso es lo que vamos hacer hoy: hablar de fachas.

Un facha, amigos, es ese ser entrañable que se emborracha en el bar y que luego, a vos en grito empieza a despotricar contra la dictadura y a acordarse de Franco y sus maravillosos pantanos. El facha es aquel que opina que los maricones, los negros, los rojos y toda esa gentuza deberían ser exterminados. Facha es el que, a pesar de resultar beneficiado por la inmigración (trabajan barato) perjudica al extranjero tanto como puede. Es el que quiere privatizar, es el que quiere leyes más estrictas, es el que tiene por lenguaje la demagogia, es aquel a quién le importa tu vida hasta tal punto que te va a decir cómo vivirla y por lo visto, un facha es también alguien con una licencia de televisión.

Yo no se de chanchullos, de licencias y de mierdas de la tele, pero que hayan cuatro cadenas fachas en la TDT (Esfíntereconomía, Peo7, Pubertad digital y Popular Mierdavisión) me parece cuanto menos sospechoso, y más teniendo en cuanta que lo más parecido que te puedes encontrar a una cadena de televisión roja es La Sexta, que ni de coña.

A mí no me parece mal que existan. Estamos en una sociedad democrática (sobre el papel) y eso significa que todo el mundo tiene derecho a opinar y difundir lo que quiera siempre que entre en el marco de la legalidad, así que me parece de puta madre que la asociación de amigos del facha o quién coño sea abra un canal de TV y se dedique a decir gilipolleces en directo. Lo que me jode es la mentira.

Tú puedes decir lo que quieras por TV (faltaría más), pero estas cadenas se nutren de la mentira pura para demostrar sus aberrantes teorías. Que si el 11M fue ETA porque los explosivos no sé qué, que si me han pegado por culpa de Wyoming... Información falsa a todas horas, estadísticas sacadas con el culo... Y no sólo eso, también hacen cuñas publicitarias muy majas sobre los homosexuales y sus bellas costumbres, hacen campaña anti-izquierda sacando perroflautas y mierdas de ésas. Tienen su propio periódico (la Gaceta) y están empezando a dar miedo.

Es normal que surjan mierdas cómo éstas en tiempos de bajona económica, pero creo que está llegando a un punto peligroso, y no es sólo la TV, la radio también está plagada de éstos seres infrahumanos, del mismo modo que los periódicos de derechas se han radicalizado en los últimos tiempos.

De todos modos, el peligro de todo esto no es ni más ni menos que el hecho de que hay gente que se cree lo que dicen. No sé, yo, si leo un panfleto de izquierdas distingo entro la verdad y lo que es exageración (creo yo), pero hay gente que se fanatiza y que se cree toda la mierda que estos homosexuales encubiertos sueltan por su boca. El otro día oí a alguien explicar muy convencido que el catalán no es otra cosa que un dialecto del castellano y que no sabía a qué venía tanto orgullo por eso. Esto lo había oído en Esfíntereconomía. De hecho, los textos más antiguos que se conservan en la península (escritos en lengua románica) están en catalán antiguo, así que lo que tendríamos que investigar es de dónde viene el castellano (sería lógico que viniera del catalán, ya que los romanos entraron por aquí. Se oyen datos que se dan como ciertos: la homosexualidad se puede curar, la bondad de Franco, que el Euskera no lo habla ni cristo y que es una lengua inventada...

Y no es sólo éso, ahora les ha dado por escribir libros reinventando la historia, explicando maravillas de la dictadura, poniendo verde a la república, ensalzando al caudillo...

Y a Vigalondo van, y lo echan por hacer un chiste sobre revisionistas, manda huevos...

Yo sólo espero que alguien (y que quede claro que no estoy animando a nadie a hacer nada, sólo digo que sería fantástico que ocurriera) les reviente las cabezas a todos esos fantasmas del pasado, que les corten el brazo derecho a esos hombres acomplejados, ya sea por su sexualidad, por su inteligencia o por (como en la mayoría de los casos) el minúsculo tamaño de su polla. Espero que desaparezcan, que mueran, que fenezcan, que diñen, que palmen, que estiren la pata... Y de paso que se lleven toda su parafernalia eclesiástica y política, que no le hace bien a nadie, joder.

2 comentarios:

Álex Esteve dijo...

Pero intereconomía no era una cadena de humor?

Peter Parker dijo...

Una vez me dijeron: "Es que Intereconomía es la única que se atreve a decir lo que todos pensamos".

Si alguna vez pienso así, por favor, que alguien me pegue un tiro.