viernes, 18 de febrero de 2011

TUITER, FOLOUER, TUITER, FOLOUER

(vídeo aleatorio de Enjuto Mojamuto, de nada)

Buenas, friki cuelgamulas, ¿cómo va? No, no... Era una pregunta retórica, no me contestéis porque me importa una puta mierda vuestra vida, ya lo sabéis...

Bueno, ha ocurrido lo que tenía que ocurrir, era inevitable y finalmente ha pasado: Me he enganchado, he caído en l atentación, he sucumbido a los encantos de esa herramienta tóxica, de esa basura adictiva que tantas vidas ha destrozado.

No, no, no me he enganchado a la heroína ni al crack, ojalá... A lo que me he enganchado es a Twitter.

Es curioso, siempre he dicho que Twitter apesta, es decir, es una gilipollez eso de que sólo puedas escribir 140 caracteres, la capacidad de síntesis me parece una estupidez en un medio en el que no pagas por carácter o por extensión (no como en los SMS, a ver si todo el mundo se pone Internet en el móvil de una puta vez) pero ahí estoy, desde el Big Culo Day que no salgo de ese páramo infernal.

Y está bien la cosa, no tarda nada en cargar en el móvil, es rápido, no tienes que escribir posts largos de la hostia como en el blog (que si no queda como el culo, la verdad) y puedes seguir gente a la que admiras y enviarles mensajes que sabes que les llegarán, os voy a poner un ejemplo:

El otro día Alejandro Sanz tuiteó lo siguiente:

"AlejandroSanz
Ojoooo. En Irán están reprimiendo al pueblo a base de palos.. No les dejemos solos."

Y yo a él le dije esto:

"@AlejandroSanz Ojoooo. En España están reprimiendo al pueblo a base de censura... No nos... Oh, ya... Eres tú..."

Si, lo sé, es una gilipollez casi cósmica, pero qué queréis que os diga, me quedé a gusto sabiendo que lo había leído (bueno, él o su secretario, tampoco soy tan iluso, joder), y sé que alguien se lo leyó porque lo borraron, jeje, un tuit sobre la censura y me lo borran... Duuuuulce ironía.

Pues eso, que ahora me paso el día allí, y allí se pueden ver maravillas como lo de #turismobisbal o el asunto de Vigalondo (temas de los que hubiera hablado en profundidad la semana pasada si no me hubiera pasado la segunda mitad cagando como un gran danés que se ha pasado con los laxantes), ves al momento a opinión sobre tal o cual cosa de la peña que tú eliges y pasas un ratete entretenido, así que ya sabéis, si tenéis algo urgente que decirme, allí me encontraréis.

Algo curioso: al Facebook, con lo que mola, aún no le he pillado yo el punto...

Y ahora me voy a la playa, que la semana que viene hará siete años que Sònia y yo estamos juntos y hay que celebrarlo de alguna manera, sucia y enfermiza, pero agradable al fin y al cabo.

¡Que os follen!

2 comentarios:

Sònia dijo...

Por qué no dices de paso que le haces más caso al puto Twitter que a tu novia??? Ñañañañaña
YONKI!!!

Goku_Junior dijo...

Pronto acabará celebrando el aniversario de cuando se hizo el twitter XDD

Ale, a hacer marranadas, que es lo que se hace cuando uno celebra el aniversario. Y ponerse super ñoño. Super, super.

Foyowé, foyowé, tuite, tuiteee!!